Ir al contenido principal

EL DESPERTAR DE LA FUERZA: UN ESTRENO ESPERADO POR AÑOS


“No hay plazo que no se cumpla ni deuda que no se pague” y por fin este diciembre para los fanáticos de Star Wars tal dicho se ha vuelto realidad: luego de una espera de años, se estrena en todo el mundo la prometida séptima película de La guerra de las Galaxias.


No cabe duda de que Star Wars: El despertar de la fuerza va a suponer un importante hito en la historia del cine a todos los niveles, no solo en el cinematográfico, sino también en el económico y hasta en el cultural.


El séptimo episodio de Star Wars contará con una interesante generación de nuevas estrellas compuesta por Daisy Ridley, John Boyega y Adam Driver pero también recibirá a tres grandes veteranos de la saga: Harrison Ford, Carrie Fisher y Mark Hamill.


Fue en el 2012 cuando Disney compró la franquicia de Star Wars a su creador, George Lucas que se anunció, ante el asombro de los fanáticos, que habría una nueva trilogía la cual daría inicio precisamente en diciembre de 2015, desde entonces los entusiastas de esta saga (que no son pocos) se han estado mordiendo las uñas por saber si el resultado estaría a la altura de las entregas anteriores.

La trama del nuevo episodio

En este nuevo episodio habrán pasado más de treinta años desde la caída del Imperio Galáctico, derrotado por la Alianza Rebelde. Pero, la galaxia se encuentra todavía en guerra y no ha acabado con la tiranía y la opresión. Una Nueva República ha surgido, aunque su gobierno es frágil, un mero títere. Aprovechando la inestabilidad del sistema político y las diferencias de las diversas corrientes republicanas, un misterioso guerrero, Kylo Ren (Adam Driver), sube al poder y amenaza la paz galáctica. El siniestro Ren lidera la Primera Orden, una fuerza leal a las memorias de Lord Vader y el Emperador Palpatine, surgida de las cenizas del Imperio Galáctico. Su objetivo es crear un nuevo ejército y completar una nueva Estrella de la Muerte ultra potente, que ponga en peligro el equilibrio de la Fuerza.


Frente a este despertar amenazante, muchos de los héroes de antes, la princesa Leia (Carrie Fisher), Han Solo (Harrison Ford), Chewbacca, R2-D2 y C-3PO, todavía activos, luchan en la resistencia. A ellos se les unirán nuevos personajes. El soldado imperial Finn (John Boyega), arrestado en una celda de prisión, conocerá a Poe Dameron (Oscar Isaac), piloto enviado por Leia para una misión importante. Este soldado de las fuerzas de asalto tiene en su poder un arma legendaria: la espada de luz que una vez perteneció a Anakin Skywalker. Poe y Finn se las arreglarán para escapar.


Los fugitivos acabarán en el planeta desierto Jakku. Allí, se encontrarán con Rey (Daisy Ridley), una joven recolectora de chatarra que va acompañada de un droide conocido como BB-8. Este encuentro cambiará sus vidas y les embarcará en un intenso viaje para encontrar al guerrero más poderoso de la galaxia, el Maestro Jedi Luke Skywalker (Mark Hamill).


Además, durante su aventura deberán enfrentarse a la Capitana Phasma (Gwendoline Christie) de la Primera Orden, que lidera una tropa de asalto en búsqueda del desertor Finn.


Así, el objetivo final de los rebeldes será frenar los malvados planes de Kylo Ren, temible guerrero que empuña un sable de luz de color rojo y que representa a las poderosas fuerzas del lado oscuro.

¡Que la fuerza los acompañe!

Entradas populares de este blog

Viaje al Fondo del Mar

Esta serie fue transmitida por la cadena ABC en Estados Unidos del 14 de septiembre de 1964 al 31 de marzo de 1968. Fue realizada por Irwin Allen en 1964 como secuela de la película del mismo nombre que produjo en 1961.

Perdidos en el Espacio

Ésta es una de las series más recordadas de los años 60. Debutó en las pantallas el 15 de septiembre de 1965 por la cadena CBS y constituyó la primera fantasía espacial televisiva de la década. La primer temporada se rodó en blanco y negro y las dos siguientes en color. Con un total de 83 episodios, finalizó el 6 de marzo de 1968.

Los Locos Addams

La serie comenzó a transmitirse por la cadena televisiva ABC en los Estados Unidos el 18 de septiembre de 1964 y duraría 64 episodios -a lo largo de dos temporadas- hasta finalizar el 8 de abril de 1966. Era la competencia directa para la propuesta de la cadena rival, CBS, La Familia Monster. Curiosamente ambas series, La Familia Monster y Los Locos Addams arrancaron con una semana de diferencia y finalizaron con un mes también de diferencia.